TU VISITA ES LA NUMERO
Inicio > Historial > Rally del Día de la Bandera 2014
Rally Realizado - Rally del Día de la Bandera 2014

UN DÍA DE LA BANDERA DISTINTO

Distinto, ta:
1. adj. Que no es igual ni semejante.
2. Claro, sin confusión, que permite distinguir una cosa de otra.

Quizás el diccionario, en su definición, no haga honor a lo que fue el pasado Viernes 20 de Junio, Día de la Bandera en nuestro País. Ese Viernes debería figurar dentro de las acepciones del Diccionario de la Real Academia.

La mayoría de los aficionados a nuestros eventos ya se habrán dado cuenta: “Viernes??! Y los clásicos Domingos?”

Los organizadores decidieron que era el día propicio y de alguna manera auspiciaba el resultado distinto. El Miércoles anterior sumaban 47 las máquinas inscriptas, algo ligeramente por encima de lo habitual.

El Viernes amaneció fresco, como anticipando el Invierno, pero soleado. Los autos fueron llegando a la estación de servicio Oil de Monseñor Pablo Cabrera, donde los participantes completaban su inscripción y algunos aprovechaban para alistar sus máquinas, con vistas a la competencia. Aldo (el intrépido de aquí en más) vino en su baquetteWhippet. Nuestro Socio Miguel nos sorprendió con la reaparición de su Justicialista Sport, que según dicen, fue casi como amputar un brazo al Museo de Termas de Río Hondo, en donde se encontraba desde hacía 2 años en calidad de préstamo. Otro de nuestros Socios, Fernando, asomaba detrás de los 8 cilindros de su Nash Victoria 1932. Y también estuvieron algunos asistentes ocasionales, como Juan con su Jaguar XK140 Fixed Head, como para un Concurso de Elegancia, y Diego en su deslumbrante Camaro 1968.

La largada tuvo que postergarse 30 minutos ya que los participantes seguían llegando, ávidos de emprender el viaje.10 horas y 19 minutos, Carlos Argüello dictó su clásica charla técnica e invitó a los pilotos a encolumnarse hacia la largada… Tarea difícil, considerando los 51 vehículos participantes! Y ni hablar del resto de los automovilistas, que parecían no salir de su asombro de ver tantas máquinas juntas y en excelente estado de conservación.

5,4,3,2,1.. TOP! La voz de Carlos Argüello al lado del habitual reloj negro dio el último empuje de adrenalina a cada uno de los pilotos y navegantes que se acercaban para largar. La ruta hacia Colonia Tirolesa (salvo el tramo de Circunvalación) estaba ideal para la competencia, sin tránsito, a excepción por algún turista ocasional que pareció entender que estábamos en competencia y nos cedió el paso.

El sol de mediodía comenzaba a entibiar las figuras de chapa, que iban llegando de a una a la Plaza de Colonia Tirolesa, donde hicieron una parada para el aperitivo de rigor. Para los que no saben a qué nos referimos, pasar por cualquiera de las Colonias (Tirolesa o Caroya) y no degustar fiambres es casi como ir a Brasil y no probar milho verde. Un crimen gastronómico.

Sin detener los cronómetros, y con algo más de peso que como habían llegado, las máquinas fueron iniciando la segunda etapa, Colonia Tirolesa - Colonia Caroya, en donde algunos de los participantes de categoría Baja tuvieron la (des)gracia de encontrar un ocasional convoy de máquinas agrícolas, desafiantes. Casi un trámite para ellos, especialmente para el 2CV 1961 de Rodrigo que hizo caso inmediato al rebenque del acelerador a fondo.

Colonia Caroya es símbolo de fiambres, vinos y, cómo no, de sus Plátanos sobre Av. San Martín, que guiaron el camino hacia la Bodega La Caroyense, que recibió más que cómodamente a las 51 máquinas y los 128 comensales. Entrada, Plato Principal y Postre dieron camino a la entrega de premios donde pudimos ver algunas caras nuevas, especialmente las de Emilio y Camila que en el rabioso Mini Cooper, que con éste sumaron su segundo Rally ganado (sobre 2 participaciones). Las cuentas quedan a cargo del lector.

La tarde iniciaba y nos despedíamos de los participantes y sus máquinas, que volvían de a grupos hacia sus respectivos lugares de origen.

Un día más que propicio para recordar aquella frase atribuida a Einstein:
“Si buscar resultados distintos, no hagas siempre lo mismo”.
El desafío de agregar algo distinto a cada oportunidad.

Hasta la próxima!

Fotos por Iván y Fernando Tumas
(Copyright JM ACCAA)